Yoga para superar la depresión

¿Qué es la depresión?

A menudo se describe la depresión como un sentimiento de tristeza, derrota y desánimo. Todo el mundo puede tener periodos de tristeza y derrumbamiento. Estos periodos suelen darse a causa de una pérdida sentimental, pero puede haber muchos otros motivos. No obstante, en ocasiones ocurre que nuestras mentes no son capaces de recuperarse correctamente de estos periodos.

Es entonces cuando se da lo que se conoce como depresión clínica. Se trata de una enfermedad severa y peligrosa. Padecerla no significa sentirse triste durante unos días. Este tipo de depresión es un trastorno mental que se caracteriza por una profunda tristeza, apatía y decaimiento anímico. Las consecuencias de un caso de depresión desatendido pueden ser nefastas. En este artículo te hablaremos sobre ella y sobre cómo el yoga puede ayudar en la recuperación y en la prevención de esta enfermedad.

 

Síntomas de la depresión

Algunos de los síntomas más generales son:

  • Estado de ánimo triste o irritable la mayor parte del tiempo.
  • Disminución del interés e incapacidad para disfrutar de actividades lúdicas.
  • Abandono de actividades de responsabilidad como el trabajo o los estudios.
  • Cambios drásticos de peso.
  • Incapacidad para conciliar el sueño o exceso de sueño.
  • Fatiga diaria.
  • Sentimientos negativos hacia uno mismo: culpabilidad, baja autoestima…
  • Incapacidad para pensar o concentrarse.
  • Pensamientos recurrentes en cuanto a la muerte y el suicidio.

 

¿Cómo afecta la depresión a tu cerebro?

La depresión clínica efectúa cambios físicos en el cerebro. La bioquímica puede ayudar a dar explicación a algunos casos de depresión mayor. Las personas deprimidas suelen mostrar niveles muy altos de cortisol, una hormona que se libera como respuesta al estrés. También presentan déficits de serotonina, dopamina y noradrenalina. Estas hormonas neurotransmisoras ayudan a activar el organismo y a regular nuestro estado de ánimo.

Los desequilibrios de estas hormonas causan cambios químicos en el cerebro, haciendo que sea especialmente difícil recuperarse.

 

¿Cómo puede el yoga ayudar con la depresión?

El yoga puede ayudar a superar un periodo de depresión a diferentes niveles:

A nivel fisiológico está demostrado que hacer yoga regula los niveles de serotonina y dopamina, sustancias químicas presentes en nuestro cerebro cuyo desequilibrio se asocia a la depresión, tal y como mencionábamos. También aumenta el flujo sanguíneo cerebral, avivando la actividad mental y libera endorfinas, sustancia química natural que nos produce sensación de bienestar.

El yoga puede ser una actividad terapéutica complementaria a los medicamentos para la depresión, y en algunos casos incluso una alternativa más natural y tolerante con nuestro cuerpo y nuestras emociones.

 

La práctica del yoga para prevenir la depresión

Es cuando convertimos el yoga en una práctica cotidiana cuando comenzamos a percibir sus efectos positivos. Se podría decir que la práctica continuada del yoga educa a la mente y el cuerpo. Aprendemos a relajarnos, a otorgarle a la mente un tiempo para curar las fricciones del día a día. Este reequilibrio natural diario contribuirá a la prevención de episodios depresivos fuertes, entre otros trastornos mentales.

Además, la práctica de una actividad física, la diligencia y el hábito contribuirán a mejorar nuestra autoestima. Una buena autoestima es muy importante para mantener un buen estado de ánimo. El yoga también trabaja el amor hacia uno mismo, así como el cuidado del cuerpo y la mente.

 

Consejos para superar y prevenir la depresión

El primer paso que se debe tomar es buscar ayuda profesional. Cada caso y cada persona es diferente, por lo que la ayuda que necesitará deberá ser especializada. El consejo de un psicólogo especializado será un pilar fundamental de apoyo en el proceso de superación de este problema.

Del mismo modo se aconseja buscar apoyo en los allegados. El problema que supone la depresión es algo real. Es muy importante que quienes te quieren sepan por lo que estás pasando.

Asimismo, existen algunas medidas que se pueden tomar para intentar mejorar un episodio depresivo o evitar una recaída:

  • Cuidar la salud física y mental (el yoga aúna estos dos puntos).
  • La meditación (el yoga es una buena actividad para aprender a meditar).
  • Intentar llevar una rutina diaria de actividades.
  • Retomar responsabilidades de forma gradual.
  • No compararse con otras personas. Valorar los logros propios.
  • Expresar las emociones a un psicólogo o a un allegado.
  • No saltarse el tratamiento, si lo hubiere.
  • Llevar una dieta equilibrada.
  • Canalizar los sentimientos a través de una actividad que nos guste (leer, escribir, pintar, montar en bici…).

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
WhatsApp chat